Fulvia
 
Logo alcaldia de Bogotá

Instituto de Desarrollo Urbano

La tuneladora más grande de Bogotá está en la obra de la avenida 68

 

La tuneladora
  • Gracias a la implementación de esta tecnología se afectará menos la movilidad, pues no habrá cierres de calzadas completas.

  • Con esta obra la ciudad está renovando y actualizando redes para mejorar las condiciones de drenaje de aguas lluvias de la ciudad.

  • Esta obra se desarrolla en el grupo 7 de la avenida 68, que avanza conforme a su cronograma de actividades con un avance de 9.99%.

Bogotá, 20 de febrero de 2023. En la construcción del proyecto Avenida 68, Alimentadora de la Línea Metro, a la altura de Cafam Floresta, se iniciaron el pasado 4 de febrero los trabajos para instalar el Emisario Norte, un nuevo colector pluvial que se convertirá en uno de los más grandes conductores de agua residual de Bogotá. Esta tubería de gran tamaño permitirá separar las aguas lluvias de las sanitarias con el fin de mejorar las condiciones de drenaje y sanidad de la Ciudad.

El Emisario Norte tendrá un diámetro de 2,2 metros, una longitud de 950 metros y se instalará a una profundidad promedio de 7 metros.

La tecnología empleada para la construcción de este colector se conoce como pipe jacking, y permite la instalación de esta tubería sin hacer una zanja, es decir, sin afectar la movilidad. Además, reduce la posibilidad de accidentes para el personal de la obra, y tiene un menor impacto ambiental. La alternativa contraria, es decir, instalar esta tubería con tecnologías más tradicionales a cielo abierto, habría obligado al IDU a cerrar la calle 100 en sentido oriente - occidente con los impactos que esto conlleva.

Con esta técnica, además, se reducen sustancialmente los volúmenes de excavación y rellenos, lo que se traduce al mismo tiempo en una menor huella de carbono y menor afectación a la movilidad de la ciudad. Esto, debido a los extensos recorridos que en otras circunstancias deberían hacer las volquetas para llevar el material de excavación a los puntos de disposición final y el transporte del material desde las canteras hasta el punto de obra para hacer los llenos de la excavación.

Otra ventaja de esta tecnología en construcción es el mayor control y disminución de las interferencias con las redes existentes. Al no ser necesaria la excavación a cielo abierto, no se afectan las redes que ya están instaladas desde el nivel de la vía hasta el lomo de la tubería.

Los trabajos se adelantan en jornadas de trabajo 24 horas, distribuidos en frentes de obra de hasta 12 trabajadores por turno (día y noche). El primer tramo se adelanta en dirección al Canal Salitre que se espera terminar a mediados de marzo. Un segundo tramo, que se instalará en dirección a la calle 100, iniciará en marzo y finalizará a finales de mayo de este año.

Vale la pena destacar que esto es posible gracias a la coordinación interinstitucional entre la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá - EAAB- y el Instituto de Desarrollo Urbano -IDU-. Ambas entidades articularon sus necesidades y durante la construcción, a cargo del IDU, se acondicionarán y actualizarán las redes de acueducto y alcantarillado en un corredor tan importante.

Esta obra específica se desarrolla en el grupo 7 de la obra de la avenida 68, que va desde la calle 66 hasta la carrera 65 y está a cargo del consorcio contratista Consorcio Infraestructura Avenida 68 conformado por Pavimentos Colombia S.A.S e Indugravas Ingenieros Constructores S.A.S. y que cuenta con un avance acumulado de 9,99%. Sin embargo, cabe mencionar que este colector pluvial arrancará en la carrera 9 y finalizará en el Canal Salitre (avenida 68 con calle 92), es decir que pasará por los grupos 9, 8 y 7 de la avenida 68.

Características del proyecto Avenida 68, Alimentadora de la Línea Metro

Será uno de los trayectos más largos con circulación del sistema TransMilenio. Tendrá una extensión de 17 kilómetros, reducirá hasta en un 50 % los tiempos de desplazamiento e interconectará con 5 vías arteriales. Tendrá también 13,69 kilómetros de ciclorruta, 542.000 metros cuadrados de espacio público y se construirán a su alrededor 13 cicloparqueaderos.

La avenida 68 tendrá en total 8 deprimidos (3 vehiculares, 4 peatonales y uno de ciclorruta), que se suman a 5 puentes vehiculares nuevos y 2 puentes para reforzamiento (uno para vehículos particulares, 3 para el sistema de TransMilenio, 2 para uso mixto y una rehabilitación también para uso mixto) y 13 puentes peatonales que van a beneficiar tanto a las poblaciones de las localidades por donde pasa la obra (alrededor de 1.193.484) como a las demás personas que se movilizan por el corredor.

La inversión es de $2.6 billones incluyendo obra e interventoría y proyecta generar alrededor de 40.000 empleos durante la ejecución.

La obra en general cuenta con un avance de 20,32%. Está siendo construida en 9 tramos (grupos).